Cómo decir que no

Decir que no puede ser muy difícil, especialmente para las personas con baja autoestima. Negarse puede hacer que se sientan culpables, avergonzadas o temerosas de “perder” a la persona que les hace la petición.

Las personas asertivas, en cambio, saben cómo y cuándo decir que no. Éstas se caracterizan por saber cómo defender sus convicciones y derechos.

Anteriormente hablamos de este tema, apuntando algunas razones y formas en las que decir que no. Hoy abordaremos el asunto de un modo más breve y más práctico.
decir no

¿Cómo decir que no?

(1) Emplea una frase corta. Si se puede, “No” ha de ser la primera palabra que pronuncies. La clave es: corto y directo.

No, lo siento.
No, gracias.
No puedo.

Después matizas o justificas la negativa, pero es esencial empezar por ahí.

(2) Usa el lenguaje corporal para reafirmar tu postura.

  • Mira a los ojos a tu interlocutor, si es posible.
  • Mueve la cabeza para enfatizar la negativa.
  • Que tu voz sea clara y firme.

(3) Si tu interlocutor no está conforme, vuelve al paso (1): Frase corta (empezando con “No“) seguida de lo que quieras añadir.

Recuerda que unas veces es necesario saber decir “” y otras saber decir “No“. Tan necesaria y digna de respeto es una como la otra respuesta.

Inspirado en “Learn to Say NO!“, de Web4health.

Imagen de 姒儿喵喵

Anterior:
Siguiente: