Haz que cada día cuente

Quizás este día en particular no llegue a figurar para ti en ningún álbum. Es un día corriente, incluso puede que tirando a triste o aburrido.

Nadie va a intentar convencerte de que un día en el que estás cansado o lo ves todo negro puede ser tan radiante y hermoso como ése que ocupa un lugar preferente en tu memoria. No, porque hay días de todos los colores; unos son más brillantes que otros.

Sin embargo, sí es posible darle sentido a cada día y no dejar que pase encadenado a otros, sin pena ni gloria.

Sean cuales sean tus circunstancias, tu vida es HOY. Haz que hoy tenga sentido.

la felicidad es simple

Ideas para darle sentido al día de hoy

  1. Planea tu día: Empieza a vivirlo con un propósito. ¿Qué vas a hacer hoy? No pierdas de vista las razones por las que te levantas cada mañana.
  2. Agradece lo que tienes: Dale valor a lo bueno que te rodea, aunque vivas con la carencia de algo importante. Aprecia lo grande y también lo pequeño.
  3. Proponte una actitud positiva: Piensa más en las soluciones que en los problemas y no vivas malos momentos por anticipado.
  4. Sé consciente del momento que vives ahora: Simplemente, para dar lo mejor de ti.
  5. Hagas lo que hagas, intenta hacerlo con ganas.
  6. Busca el buen humor: La risa y la alegría de vivir pueden encontrarse en cualquier detalle. Abre los ojos en cuanto puedas y localízalo.
  7. Haz algo bueno por otro: Te sentirás mejor y harás que otra persona se sienta bien el día de hoy. La generosidad recorre un camino de ida y vuelta, aunque no vuelva siempre por el mismo sendero que por el que se fue.
  8. Haz algo bueno por ti: Además de cumplir con esas tareas necesarias o ineludibles (cualesquiera que sean las tuyas), busca unos minutos para hacer algo que disfrutes. Busca tu momento.

Que este día sea único y no el calco de otro cualquiera está en tus manos. Vívelo.

Imagen de Jeffrey K. Edwards

Comments

  1. Cada día siempre tiene algo positivo y lindo por lo que ser recordado, lo que pasa es que a veces es tan pequeño o habitual que no le damos la importancia que tiene :).
    Un placer leerte como siempre. un beso

    • Casandra says:

      Gracias, Alba!
      Eso es lo “peligroso” de la costumbre. Hay pequeños detalles y grandes acontecimientos que ni nos inmutan de tanto que estamos acostumbrados a verlos. Besos!

  2. ¡Qué cierto! Tenemos muchas cosas que obviamos y se nos olvida dar las gracias por ellas. El “simple” hecho de poder respirar, caminar, ver, oír, sentir… ya es suficiente motivo para dar gracias. Y si además hablamos de amistad y amor (en todas sus variantes), ¡a ver quién es capaz de no encontrar un rayito de luz iluminando su día, por gris que sea! 😉
    Preciosa reflexión y preciosa foto!!!

    • Casandra says:

      Gracias, Vicky!
      Al menos hay que intentar que no llegue la noche sin haber saboreado unos cuantos buenos momentos. 😉

  3. Me encanta! Me identifico tanto con lo que dices a veces que por momentos creo que lo estoy pensando en lugar de leyéndolo…..
    Es hoy, hay que sentirlo!
    Un beso