¿Demasiado que hacer? Simplifica tu lista de tareas

Las listas son maravillosas y funcionan. Nos liberan de tener que cargar en la memoria con todos los puntos y de que alguno se nos olvide.

simplifica tareasPERO no todas las listas se hacen igual. ¿Ves qué cosa tan simple?

Pues yo, hasta hace no mucho, sí hacía todas las listas de un modo parecido: La lista de la compra, la lista de los regalos navideños y la lista de cosas por hacer, entre otras.

Error mayúsculo en lo que se refiere a las tareas pendientes, porque cuando estamos limitados por el tiempo toca ser un poco selectivos haciendo la lista. Y aquí es donde llega el “tip productivo” de hoy…

¿Tienes ya tu lista kilométrica de tareas pendientes para hoy? Bien. Déjala a un lado y haz esto:

  • Dedica 5 minutos a reescribirla.
  • Empieza la lista con de 3 a 5 tareas prioritarias que sepas que vas a terminar hoy.
  • Distingue las tareas que es necesario que hagas de aquéllas que te gustaría dejar hechas.
  • Sé realista y deja fuera todas aquéllas que no te ves terminando hoy. Sí, déjalas para mañana o para otro día.

Cuando estás atascado de tareas pendientes y quieres acabarlas todas, hazlo simple: Elige las tareas que quepan dentro del tiempo que tienes para hacerlas y olvídate hoy del resto.

Es un consejo de Jeff Doubek, en su blog Day-Timer. En mis tiempos de estudiante me hubiera encantado que me lo dijeran.

Imagen de Bryan Gosline

Por favor, comparte 🙂