5 Formas de mantenerse hidratado

Cuando no ingerimos la cantidad adecuada de agua, cualquier pequeña pérdida de líquido a través del sudor e incluso de la respiración puede hacer que el cuerpo funcione con menor eficacia y provocar alteraciones en el equilibrio de los minerales que están presentes en nuestro organismo.

La sed, el mareo, el cansancio y la sequedad de boca y labios son sólo algunos de los primeros signos de deshidratación, que podemos combatir bebiendo algunos de los siguientes líquidos.

1. Agua

beber aguaEl agua es el agente hidratante por excelencia. Nuestro cuerpo está formado en su mayoría por agua, por lo que ingerir la cantidad que necesitemos cada día asegura una buena hidratación.

El agua no tiene calorías, es fácil de encontrar, está libre de grasa y azúcares y el cuerpo la asimila naturalmente, lo que la convierte en el mejor aliado para la hidratación.

2. Zumos de fruta

Los zumos de fruta son otra forma de hidratarnos. Los mejores zumos son aquéllos que sólo contienen los azúcares naturalmente presentes en las frutas.

Los zumos con azúcares añadidos se digieren con más lentitud y no resultan tan aptos para una hidratación rápida. Diluyendo los zumos azucarados con agua en proporción: 100 ml de zumo/1000 ml de agua, podemos ayudar a que mejore su poder hidratante.

3. Bebidas deportivas

Las bebidas deportivas no hidratan el cuerpo tan rápido como el agua, sino que proporcionan una fuente eficaz de energía rápida.

Las bebidas isotónicas ayudan a reponer los minerales perdidos y proporcionan una cierta cantidad de carbohidratos como combustible.

Las bebidas energéticas o bebidas hipertónicas suelen contener una cantidad más elevada de hidratos de carbono, que puede servir para reemplazar rápidamente las reservas musculares de glucógeno que se han consumido durante un ejercicio prolongado e intenso.

4. Té

Aunque beber cuatro tazas de té puede resultar tan hidratante como beber la misma cantidad de agua, la teína que contiene actúa como diurético a partir de la quinta taza.

Eso significa que nuestra pérdida de líquidos aumentará a partir de esa cantidad, por lo que tendremos que tenerlo en cuenta si queremos hacer del té nuestra fuente de hidratación principal.

5. Agua de coco

Agua de coco es naturalmente isotónica: 330 ml de ésta contienen más potasio que dos plátanos. Además, tiene una quinta parte de azúcar que otros zumos y contiene algo de fibra.

Aunque hay pocos estudios publicados sobre sus capacidades hidratantes, podría ser una buena solución para tomar después de un entrenamiento físico.

Comments

  1. Hola cielo!!! Muchas gracias por preocuparte por mí. Estoy bien, he estado un poco desaparecida porque quería ordenar mi vida. Han pasado algunas cosas no muy buenas, pero ya está todo mejor :). Intentaré coger el blog con fuerza, llevo varios días dándole vueltas y creo que es hora de “agarrar los machos”, como dicen los mexicanos, y volver a escribir :).

    Muchas gracias por tu apoyo, espero poder este domingo ponerme al día con tu blog y comentarte mis impresiones, que serán magníficas porque eres una gran escritora :).

    Un besazo

    • Me alegro mucho de que estés mejor. A ver qué tal se porta este año. 🙂

      Lo que son las cosas… Yo he empezado el año con problemillas y he tenido que acudir a algunos redactores independientes para poner contenido en el blog. Este artículo lo hizo una de esas redactoras.

      Muchas gracias por los ánimos, primor. Ya nos iremos poniendo las dos al día. No te preocupes, que no te has perdido mucho. Ya sabes, la motivación es como el baño: algo que hacer a diario. Por eso hay muchos temas que son recurrentes y que tú ya has leído, ja, ja…

      A partir de hoy repuntamos, si te parece. Cuídate mucho.

      Besos!! 😀