La dieta vegetariana es cardiosaludable

Un reciente estudio publicado en la revista American Journal of Clinical Investigation señala que seguir una dieta vegetariana influye positivamente en la salud del corazón.

Casi 45.000 voluntarios de Inglaterra y Escocia que se sometieron a un estudio clínico desde mediados de los años 90 hasta 2009 han dado el espaldarazo definitivo a la dieta vegetariana, al descubrirse que quienes seguían una dieta sin carne ni pescado mantenían una salud cardiaca superior.

Los resultados, publicados en la prestigiosa American Journal of Clinical Investigation, indican que una alimentación estrictamente vegetariana tiene repercusiones positivas en la salud cardiaca de los individuos.

El estudio valoraba el tipo de dieta y los problemas coronarios de los voluntarios. El 34% de ellos, que no incluían ni carne ni pescado en su alimentación, mostraron una significativa reducción del riesgo de padecer problemas cardiacos así como unas cifras bajas de tensión arterial y una menor incidencia de patologías tales como las cataratas y la diverticulitis, entre otras.

La dieta vegetariana parece actuar como un protector del sistema cardiovascular al contribuir a la estabilización y reducción de los perfiles lipídicos o, lo que es lo mismo, a la prevalencia de las tasas de colesterol bueno o HDL sobre el colesterol malo o LDL.

El menor índice de masa corporal de las personas vegetarianas les aleja también del sobrepeso, un factor que puede propiciar la aparición de problemas circulatorios y coronarios.

En este estudio también se tuvo en cuenta otras variables importantes, como la edad, el tabaquismo y los niveles de actividad física individuales. Quienes seguían una exenta de carnes y pescados mostraban mejor salud coronaria a pesar de encontrarse en grupos de riesgo por otros factores.

Estos resultados pueden suponer un importante apoyo para la difusión y extensión de la dieta vegetariana, que cada vez es más popular entre ciertos sectores de la población, tanto por motivos éticos como de salud general.

La dieta vegetariana, según se ha demostrado en este estudio, es básica para mantener el corazón fuerte y sano.