Beneficios psicológicos de correr

El ejercicio, en general, aporta muchos beneficios emocionales, pero es correr la actividad que tiene el impacto más poderoso sobre tu estado mental.

Si eres corredor, seguro que alguna vez has tenido la experiencia de sentirte cansado, agobiado o estresado antes de salir a correr y volver feliz y como nuevo tras finalizar la carrera.

La mente es muy poderosa. Controla nuestros pensamientos y acciones, pero también puede influir en nuestra salud física.

Correr es un ejercicio fantástico para bajar de peso y mantener a punto la salud cardiovascular, pero también aporta otra serie de beneficios de carácter psicológico. Aquí tienes algunos de ellos.

haciendo ejercicio

Disminuye el estrés

El estrés es un estado mental. Cuando permites que algunas situaciones de la vida te afecten internamente, le estás dando poder a esa situación para generarte estrés.

Correr te permite centrarte en tu respiración y contemplar el paisaje que te rodea al tiempo que haces ejercicio.

La respiración profunda y acompasada ayuda a calmar los sentimientos miedo y/o ansiedad que se asocian con el estrés. Correr es como pulsar un botón que te libera de la tensión que se acumula en tu cuerpo.

Aumenta la autoestima

Cuando corres con regularidad, tu autoestima comienza a aumentar lenta y progresivamente. Comienzas a sentirse bien contigo mismo, ya sea porque estés perdiendo peso, manteniéndolo o por todos los beneficios saludables añadidos.

Al lograr la energía y la resistencia para correr, aparece la necesidad de cuidar el cuerpo, por lo que disminuye la probabilidad de que comas alimentos poco saludables o que no son buenos para ti y de que lleves a cabo conductas que te perjudican.

Los beneficios de correr, entre otras cosas, se reflejarán en un nuevo sentimiento de orgullo y respeto por tu cuerpo.

Aumenta la sensación de libertad

Correr es una gran manera de sentirse libre de todos los retos y obstáculos que aparecen en la vida. Al correr se genera una increíble sensación interna de libertad.

Puedes ir a donde quieras a la velocidad que desees y nadie ni ningún pensamiento puede impedírtelo.

Correr nos libera de las pretensiones del jefe exigente, de las regañinas a los niños o de las situaciones incómodas de la vida.

Aunque sólo sea por un momento, eres libre y encuentras en ti mismo el silencio, la calma y el sosiego que consiguen apaciguar las tensiones del cuerpo y la mente.

A veces es imprescindible hacer ejercicio para lograr que la mente descanse y desconecte de los problemas, algo difícil de lograr de otro modo en la sociedad moderna.

Alivia la depresión

El cerebro libera endorfinas beta automáticamente al correr. Las endorfinas beta son unos neurotransmisores del cerebro que se ven afectados cuando se sufre depresión. En la depresión, los neurotransmisores no están funcionando correctamente y disminuye la sensación de bienestar general.

Esta es la razón por la que muchos corredores se sienten tan bien después de una carrera.

Las endorfinas proporcionan una sensación completa de tranquilidad y felicidad. Qué buen paréntesis, para volver después a la carga…

Comments

  1. Alberto says:

    Correr es un desintoxicante muy efectivo. Otro efecto psicológico derivado de la autoestima es el darse cuenta de que podemos proponernos lo que queramos. Es un tópico, vale, pero se manifiesta al hacer ejercicio. ¿Cómo? Estableciendo una meta: hacer un trayecto en menos tiempo o llegar más lejos y conseguirlo refuerza nuestra confianza, por no hablar de la evidente mejora física en el primer caso y de los nuevos paisajes del segundo. Todo lo bueno suma.

    ¡Saludos!

    • Casandra - TBM says:

      Desde luego que sí, Alberto. Yo, desde que lo he probado doy fe de esos efectos beneficiosos. Llevo ya dos meses y medio y ha sido el mejor hábito de los últimos que he adquirido.

      Bueno, yo lo que hago es más bien “marcha atlética” alternada con tramos de carrera… Lo disfruto muchísimo. 🙂

      Saludos!!

  2. Natalia says:

    Es 100% cierto, correr me hace muy bien, me pone de buen humor, soy una persona muy ansiosa , estoy angustiada la mayor parte del día, y salgo y como que me despejo, me relajo, tengo mas confianza, mi mente esta libre de preocupaciones, es muy lindo!:)

    • Casandra - TBM says:

      Qué bien! Coincido contigo, Natalia. Gracias por tu comentario. Cada día somos más dándole marchilla a las piernas. 😀