Un minuto para meditar en el trabajo

¿Estás agobiado o necesitas despejarte un poco en el trabajo?

cansancio en el trabajoPues, si tienes un minuto (uno, nada más) este ejercicio puede ayudarte a recuperar energías y a que trabajes más relajado y concentrado en la faena.

El ejercicio en cuestión está propuesto por Brian Tanaka, en el blog de Leo Babauta (zen habits). Y sería lo que el autor llama una “mini-meditación”.

Ahí va:

1. Deja lo que estás haciendo: Elige un punto donde puedas parar y no preveas que haya interrupciones.

Aparca física y mentalmente la tarea. ¡Claro que puedes! En un minuto justo seguirás con ella.

2. Cierra los ojos: Deja caer tus párpados y empieza a relajarte.

3. Céntrate en tu respiración: No necesitas hacer más. Respira normalmente, pero prestando atención a cómo entra y sale el aire de tu cuerpo.

Puedes probar ha realizar una respiración más lenta y profunda de lo habitual.

4. Inhala-Exhala tres veces: Cuando estés inhalando la primera vez, piensa en “UNO”. Exhala y piensa: “UNO”. La siguiente vez, inhala y exhala pensando: “DOS”. La última vez: “TRES”.

5. Abre los ojos lentamente: Ya está. Qué sencillo, ¿no? Ahora puedes continuar el trabajo donde lo habías dejado.

Este pequeño ejercicio puede serte muy útil, tanto en un día especialmente correoso como practicado habitualmente (una o las veces que te parezcan a lo largo del día).

Pruébalo, por si te da buen resultado. Y, si te interesan más propuestas de este tipo, aquí tienes otros 3 ejercicios respiratorios.

Yo practico algo parecido al que hemos visto, centrándome en la respiración mientras camino un par de minutos por el pasillo de casa (sin cerrar los ojos, claro).