Hacer la vida más fácil también es un buen regalo

Cuando pensamos en regalos es natural que salte en nuestra cabeza la imagen de una cosa; un paquetito bien arreglado para la ocasión, quizás.

regalo

Sin embargo, hay regalos no materiales que pueden tener más valor para el receptor que el más caro de los artilugios (que tal vez no necesite tanto en ese momento).

Pensemos en un abrazo, en un beso o en toda esa serie de gestos que tú puedes realizar y que no los venden en ninguna tienda. ¿Serían un buen regalo? Para alguna persona de tu entorno, quizás uno de los mejores.

Y pensemos también en ese tipo de regalos que no son explícitamente una muestra efusiva de afecto, pero que igual le caerían al receptor como agua de mayo. Me refiero a los regalos cuyo fin es hacerle más fácil la vida o quitarle presiones de encima.

Estos regalos son fáciles de hacer. Si miramos alrededor, podremos ver a alguien que lo que más necesita no es una cajita de bombones, sino que le ayudemos en alguna tarea cotidiana que le viene larga, por ejemplo.

O a ti mismo… ¿Qué te haría más ilusión: que te regalen un par de calcetines o que te expliquen eso que no entiendes para que puedas aprobar un examen?

Si te sientes solo, ¿tiene más valor que te regalen un videojuego o que pasen algunas tardes jugando contigo?

En ocasiones, para hacer un regalo valiosísimo no tienes que llevarte la mano a la cartera. Fíjate en cómo puedes hacerle la vida más fácil o agradable a esa persona… y dáselo.

¿Te parece buena idea?

Comments

  1. Totalmente de acuerdo, claro que a veces esos regalos resultan más difíciles que comprar algo. Seamos sinceros y regalemos desde nuestro sentimiento y corazón.

    • Casandra - TBM says:

      Sí, muchas veces es más cómodo comprar (usar dinero) que dedicar tiempo a observar qué necesita otro y dárselo. El tiempo siempre es lo más caro, me parece a mí.

      Gracias, Fonsov! Saludos.

  2. Alberto says:

    Yo soy de los que también piensan que no siempre hay que recurrir al dinero para hacerle la vida más fácil a alguien. Existen cientos de gestos y pequeños detalles que también tienen su peso. Cuanto más conoces a quien los necesita, más útil será tu ayuda. Y si no conoces mucho a quien demanda la atención, puedes acudir a buenos gestos cualesquiera, porque siempre son bien aceptados.

    Por otro lado, un regalo material también hace la vida más fácil. Quien es conformista se alegra con tener cualquier cosa. Esta le produce satisfacción, la satisfacción sonrisa y esta automáticamente dibuja otro rostro más positivo, otro rostro que denota que le han hecho más fácil

    ¡Saludos!

    • Casandra - TBM says:

      Todo regalo es un gesto de cariño, ya sea material o inmaterial; ya lo compres, lo fabriques o se trate de dedicar un poco de tiempo a alguien. Desde luego que sí. 🙂

      Los regalos que se compran pueden brindar mucha alegría a quien los recibe. Claro que no siempre hace falta comprar. Y ésa es la idea para quien se siente un poquito frustrado por tener los bolsillos vacíos en estas fechas.

      Todos podemos regalar algo valioso, aun con la cartera pelada. 😀

      Saludos, Alberto. Muchas gracias por comentar.