¿Quién te impide hacer lo que quieres?

Eres adulto y por tu cabeza ronda un proyecto que quisieras que cobrase vida o una idea, digamos, poco convencional.

Quizás, abrir un negocio. Puede que dar la vuelta al mundo. Tal vez, ponerte una falda escocesa que está pasada de moda. Lo que sea.

Comentas tu idea con las personas del entorno y, entre las opiniones negativas, te quedas con que no es un buen momento. Con que tu ocurrencia es una payasada. O con unas risas incrédulas: ¿De verdad quieres hacer eso?

Entonces dejas de “soñar” y descartas tu idea. ¿Quién te ha detenido? ¿Han sido los demás con sus opiniones en contra… o has sido tú mismo?

parar

La mayoría de las veces no son los demás quienes nos detienen. Somos nosotros.

A mí, por ejemplo, me apeteció hacer un blog hablando de “cosas buenas” y de aprender a vivirlas: Qué ambiguo. Qué falta de definición. Qué nombre tan ridículo y poco acertado has elegido… ¿Tus Buenos Momentos?

Pues, sí. Ésas son opiniones reales que recibí en su momento. Y, la verdad, al principio me daba vergüenza escribir en él. Una inseguridad que, en parte, vino de que yo escuché con atención esas opiniones y me las creí (un poquito).

¿Qué pasó? Nada. Esto mismo que estás viendo. Hice lo que quise (sin herir la sensibilidad de nadie, que yo sepa). Y ya llevo casi cuatro años disfrutándolo.

Tengo la enorme suerte de que vienen personas a leer esto que aprendo y comparto. Hasta la fecha, nadie se ha venido a quejar por las cuestiones que me apuntaron durante el nacimiento de este blog.

Y, quien dice un blog, dice otra cosa…

¿Cuando quieres hacer algo, prestas demasiada atención a los miedos y las dudas? ¿Dejas que te paren?

Porque los demás pueden influir o incluso empujar en sentido contrario. Pero, en última instancia, quien decide si parar o ponerte en marcha ERES TÚ.

Comments

  1. Genial reflexión Cassandra! Somos nosotros mismos los que nos frenamos muchas veces y culpamos a los demás por no atrevernos siquiera a perseguir nuestros sueños! Cómo es algo que se nos olvida viene muy bien que haya alguien como tú que nos lo recuerde. Gracias por haber luchado por uno de tus sueños y tener este blog. Te leo diariamente. Un besazo!!!!:-) “los imposibles de hoy serán POSIBLES mañana”

    • Casandra - TBM says:

      Gracias a ti, María. Todos necesitamos ese empujoncito de ánimo y tus palabras también me lo dan a mí. Estamos juntos aprendiendo y dándonos fuerza.

      Besotes!! 😀

  2. No sólo no creo que nadie se queje por este blog sino que estoy seguro que muchas, muchas personas te estamos muy muy agradecidos.
    ¡¡ GRACIAS !!

    • Casandra - TBM says:

      Yo soy la primera que está agradecida, Fonsov. Me faltan palabras para explicar lo bonito que se siente al leer algo así.

  3. Muchísimas gracias por el artículo. Completamente de acuerdo.

  4. Muchas gracias por todos la sabiduría que compartes con nosotros. Es un placer leer tu blog, me ayuda y me enseña grandes cosas.

    • Casandra - TBM says:

      Muchas gracias, Elena. 🙂 Es muy bonito hacer este camino con más personas.

  5. Stephanie says:

    He leído algunos de tus posts, y me han ayudado bastante y por suerte no les hiciste caso a esas críticas.. Felicidades y no dejes de mirar alto.. 🙂